Probablemente resulte una mala noticia para muchas personas, pero os debemos comentar que los populares döner kebabs, de origen turco, han llegado al Parlamento Europeo:

Los eurodiputados de la comisión de Sanidad del Parlamento Europeo tratan de bloquear el uso de fosfatos en la carne de kebab, ya que la misma puede significar riesgos para la salud al estar ligadas con esos aditivos. En el Parlamento dicha resolución ha sido aprobada por 32 votos a favor y en contra 22.

Si el pleno de la Eurocámara, que examinará ese texto en diciembre, adopta la misma decisión, el Parlamento podría vetar una propuesta de la Comisión Europea para permitir los fosfatos en la carne de kebab.

Estos aditivos son utilizados cada día más y mayormente en las carnes ya que de esta forma se protege el sabor de la misma y también la retención de agua, pero los mismos suponen grandes preocupaciones haciendo referencia al impacto sanitario como lo comenta la comisión de la Salud.

Una revisión científica de 2012 habló de un vínculo potencial entre los aditivos de fosfatos en los alimentos y un aumento del riesgo de enfermedades cardiovasculares, pero posteriormente en un informe entregado por la Autoridad Europea de Salud Alimentaria dijeron que no se puede atribuir dicho riesgo al consumo de fósforo en general o a los aditivos de fosfatos.

Por otra parte la portavoz de los socialdemócratas en el Parlamento Europeo, Christel Schaldemose está satisfecha con el voto a favor ya que de esta forma se puede ver que Eurocámara “se toma en serio la salud pública”

Los fosfatos son muy utilizados hoy en día y de esta forma aumentar el peso de la carne, ya que con el mismo y sus propiedades conservan el agua en carnes verticales lo cuál es típico de los doner kebabs.

Pero debemos recordar, que es una carne que no se consume en los hogares y por esta razón no está ni es posible etiquetarla y por ende los consumidores finales de la misma no pueden ni son informados.

Fuente: antena3

Te puede interesar